sábado, 19 de diciembre de 2015

Inger Christensen

Me apetece hablar hoy de un libro, Eso, cuya traducción ha sido editada por Editorial Sexto Piso. La autora es una danesa, Inger Christensen, a la que me he acercado por primera vez gracias a esta edición maravillosa. Es vanguardia, así que puedo escuchar ya el abucheo de los talibán de la línea clara (que a veces de clara se vuelve insípida).

Pero Eso es experimentalismo radical que nos atrapa, que juega hasta la extenuación con las texturas semánticas de la palabra. Desgraciadamente no puedo valorar con justicia el libro en lo fonético, en lo rítmico, puesto que su primera escritura es en danés, lengua de la que me separan unos cuantos años luz. Francisco J. Uriz y su sabiduría nos tienden un puente hasta ella.

Es genial poder disfrutar de estos hallazgos.

Copio uno de los muchos poemas. Pag, 141:

(De EL ESCENARIO)

5

Mi mundo es discontinuo
            en relación al mundo en su totalidad
            y en relación a ti
            tiene alas

Mi mundo es un lenguaje que atraviesa el agua
            con sus resplandecientes nervios ramificados
            y alcanza al sol en el agua aleatoria generosamente
            Aun así tiene alas

            Alas de agua

Y quiero decirte que tiene un cierto efecto
            tiene un cierto efecto de cosquilleo
            un júbilo por la ausencia de causa
            Da un salto dice el mundo y yo vuelo

Así ahogo mi mundo en el mundo

                                                           Det, 1961


No hay comentarios:

Publicar un comentario